Organízate con las colecciones Guarda y clasifica el contenido según tus preferencias.
Descubre estrategias y prácticas recomendadas en nuestro webinar Power Your Business With Modern Cloud Apps

Icono de GKE Google Kubernetes Engine (GKE)

Un servicio de Kubernetes escalable y automatizado

GKE es una manera sencilla de desplegar, escalar y gestionar Kubernetes automáticamente.

Los nuevos clientes disponen de 300 USD en crédito gratis para probar GKE.

Características

Aprovisionamiento y gestión automáticos

El modo Autopilot de GKE es una solución práctica y totalmente gestionada que se encarga de toda la infraestructura de tu clúster, sin necesidad de configurarla ni monitorizarla, al tiempo que sigue ofreciendo una experiencia de Kubernetes completa. Además, gracias al sistema de facturación por pods, con Autopilot solo pagas por los pods en ejecución, no por los componentes del sistema, la sobrecarga del sistema operativo ni la capacidad sin asignar. 

Autoescalado de pods y clústeres

GKE es compatible con todas las APIs de Kubernetes, el autoescalado en cuatro vías, los canales de lanzamiento y la gestión de varios clústeres, y escala hasta 15.000 nodos. El autoescalado de pods horizontal se puede regir por el uso de CPU o por otras métricas personalizadas. El autoescalado de clústeres funciona por grupo de nodos, mientras que el autoescalado de pods vertical analiza continuamente el uso de CPU y de memoria de los pods para ajustar automáticamente y en consecuencia las solicitudes de CPU y de memoria.

Plantillas y aplicaciones de Kubernetes prediseñadas

Disfruta de soluciones en contenedores creadas para el entorno empresarial que ofrecen plantillas de despliegue prediseñadas, portabilidad, asignación de licencias simplificada y facturación consolidada. No se trata simplemente de imágenes de contenedor, sino de aplicaciones comerciales de código abierto creadas por Google para aumentar la productividad de los desarrolladores. Despliégalas con un solo clic on‑premise o en nubes de terceros desde Google Cloud Marketplace.

Seguridad y redes nativas de contenedores

Los clústeres privados de GKE se pueden restringir a un endpoint privado o público al que solo tenga acceso un intervalo de direcciones determinado. GKE Sandbox para el modo de funcionamiento estándar proporciona una segunda capa de defensa entre cargas de trabajo en contenedores de GKE, lo que ofrece una mayor protección de las cargas. Los clústeres de GKE son compatibles de forma intrínseca con la política de red de Kubernetes, de modo que permiten restringir el tráfico mediante reglas de cortafuegos a nivel de pod.

Herramientas automatizadas para migrar cargas de trabajo fácilmente

Gracias a Migrate to Containers, puedes modernizar aplicaciones tradicionales de forma rápida y sencilla, además de trasladarlas de máquinas virtuales a contenedores. Nuestro exclusivo modelo automático extrae los elementos esenciales de las aplicaciones de las máquinas virtuales para que puedas insertarlos fácilmente en contenedores de Google Kubernetes Engine o en clústeres de Anthos sin las capas de las máquinas virtuales (como el sistema operativo invitado) que resultan innecesarios con contenedores. Este producto también funciona con el modo Autopilot de GKE.

Copia de seguridad de GKE

Copia de seguridad de GKE ofrece a los clientes que ejecutan cargas de trabajo con reconocimiento del estado en GKE una forma sencilla de proteger, gestionar y restaurar sus datos y aplicaciones en contenedores.

Gestión de identidades y accesos

Puedes controlar el acceso al clúster con los permisos de roles y las cuentas de Google.

Redes híbridas

Reserva un intervalo de direcciones IP para tu clúster. De esta forma, las IPs del clúster pueden coexistir con las de redes privadas mediante Google Cloud VPN.

Seguridad y cumplimiento

GKE cuenta con el respaldo de nuestro equipo de seguridad, compuesto por más de 750 expertos. Además, cumple los requisitos de la ley HIPAA y de la norma PCI DSS.

Registro y monitorización integrados

Habilita Cloud Logging y Cloud Monitoring y configúralos con solo marcar unas casillas. Obtener información valiosa sobre el rendimiento de tu aplicación nunca había sido tan sencillo.

Opciones de clústeres

Escoge clústeres que se adapten a los requisitos de tráfico de los pods, la disponibilidad, la estabilidad de la versión y el aislamiento de tus cargas de trabajo.

Autoescalado

Escala automáticamente el despliegue de tu aplicación en función del uso de los recursos (CPU o memoria).

Actualización automática

Actualiza tu clúster a la versión de lanzamiento más reciente de Kubernetes de forma automática.

Reparación automática

Si la reparación automática está habilitada y se detecta un nodo que no supera una comprobación del estado, GKE inicia un proceso de reparación del nodo en cuestión.

Límites de recursos

Kubernetes te permite especificar la cantidad de CPU y memoria RAM que necesita cada contenedor para que puedas organizar mejor las cargas de trabajo de tu clúster.

Aislamiento de contenedores

Usa GKE Sandbox para disponer de una segunda capa de seguridad entre las cargas de trabajo en contenedores de GKE y, de esa forma, proporcionarles una mayor protección.

Compatibilidad con aplicaciones con reconocimiento del estado

GKE no es solo para las aplicaciones que siguen la metodología Twelve-Factor App. Puedes vincular almacenamiento persistente a los contenedores y hasta alojar bases de datos completas.

Compatibilidad con imágenes Docker

GKE admite el formato común de contenedores Docker.

Sistema operativo desarrollado para contenedores

GKE se ejecuta en Container‑Optimized OS, un sistema operativo endurecido diseñado y gestionado por Google.

Registro privado de contenedores

Gracias a la integración con Google Container Registry, puedes almacenar y acceder a tus imágenes Docker privadas fácilmente.

Versiones coherentes y rápidas

Utiliza Cloud Build para desplegar tus contenedores en GKE de forma fiable y sin necesidad de configurar la autenticación.

Portabilidad de cargas de trabajo on‑premise y en la nube

GKE cuenta con el certificado de Kubernetes, por lo que puedes trasladar tus cargas de trabajo a otras plataformas de Kubernetes en diferentes nubes y entornos on‑premise.

Compatibilidad con GPUs y TPUs

GKE admite GPUs y TPUs, lo que facilita la labor de ejecutar cargas de trabajo de aprendizaje automático, de GPGPU y de computación de alto rendimiento, entre otras cargas que se benefician de los aceleradores por hardware especializados.

Panel de control integrado

La consola de Google Cloud ofrece paneles de control útiles para los clústeres de tus proyectos y sus recursos. Con estos paneles de control, podrás visualizar, inspeccionar, gestionar y eliminar recursos en tus clústeres.

Máquinas virtuales de acceso puntual

Instancias computacionales asequibles e ideales para tareas por lotes y cargas de trabajo tolerantes a fallos. Gracias a las máquinas virtuales de acceso puntual, puedes ahorrar hasta un 91 % sin renunciar al rendimiento ni a las prestaciones que ofrecen las máquinas virtuales convencionales.

Compatibilidad con discos persistentes

Almacenamiento en bloques duradero y de alto rendimiento para instancias de contenedores. Los datos se almacenan de forma redundante para ofrecer más integridad y flexibilidad, lo que permite automatizar su encriptado y modificar el tamaño del almacenamiento sin interrupciones. Puedes crear discos persistentes con formato HDD o SSD. También es posible hacer capturas de un disco persistente y crear otros nuevos a partir de ellas.

Compatibilidad con SSDs locales

GKE proporciona almacenamiento en bloques en unidades de estado sólido (SSD) locales con encriptado permanente. Las SSDs locales están montadas físicamente en el servidor en el que se aloja la instancia de la máquina virtual, lo que permite realizar un gran número de operaciones de entrada/salida por segundo (IOPS) y brinda una latencia reducida en comparación con los discos persistentes.

Balanceo de carga global

La tecnología de balanceo de carga global permite distribuir las solicitudes entrantes entre grupos de instancias de varias regiones. Gracias a esto, consigues resultados óptimos de rendimiento, de transferencia de datos y de disponibilidad a bajo coste.

Compatibilidad con Linux y Windows

GKE es totalmente compatible con las cargas de trabajo de Linux y Windows, por lo que en este servicio pueden ejecutarse nodos de Windows Server y de Linux.

Compatibilidad con entornos híbridos y multinube

Aprovecha las ventajas que ofrecen Kubernetes y la tecnología de la nube en tu centro de datos. Disfruta de la experiencia de GKE con instalaciones rápidas, gestionadas y sencillas, así como de actualizaciones validadas por Google mediante Anthos.

Contenedores sin servidor

Ejecuta contenedores sin servidor ni reconocimiento del estado despreocupándote de gestionar infraestructuras y escálalos automáticamente con Cloud Run.

Medición del uso

Controla exhaustivamente tus clústeres de Kubernetes. Consulta el uso de los recursos de tus clústeres de GKE gracias a un desglose por espacios de nombres y etiquetas, y atribuye el uso a entidades significativas.

Canales de lanzamiento

Los canales de lanzamiento te ofrecen un mayor control sobre las actualizaciones automáticas que se aplican a un clúster concreto en función de sus requisitos de estabilidad y de sus cargas de trabajo. Puedes escoger entre canales de lanzamiento rápidos, habituales y estables. Cada una de estas opciones tiene cadencias de versiones distintas y está orientada a distintos tipos de cargas de trabajo.

Seguridad de la cadena de suministro de software

Utiliza Container Analysis para verificar, implementar y mejorar la seguridad de los paquetes y los componentes de la infraestructura que usan las imágenes de contenedor.

Facturación por segundo

Google factura en incrementos de un segundo, lo que significa que solo pagas por el tiempo de procesamiento que utilices.

Cómo funciona

Cuando utilizas GKE, las aplicaciones de Kubernetes se ejecutan en un clúster que consta de al menos un plano de control y máquinas llamadas nodos. Los nodos ejecutan los servicios que respaldan los contenedores que conforman tus cargas de trabajo. A continuación, el plano de control determina qué elementos se ejecutan en esos nodos, incluyendo la programación y el escalado.
Ver documentación

Google Kubernetes Engine en un minuto (1:21)

Usos habituales

Integración y entrega continuas

Migración de cargas de trabajo

Despliegue y ejecución de aplicaciones

Precios

Cómo funcionan los precios de GKE

Una vez que se ha usado el crédito gratuito, el coste total se basa en el modo de funcionamiento del clúster, las tarifas de gestión de clústeres y las tarifas de entrada multi-clúster correspondientes.

Nivel gratuito

El nivel gratuito de GKE proporciona 74,40 USD en crédito mensual por cuenta de facturación que se aplican a los clústeres de zona y Autopilot.

Gratis

Modo de funcionamiento del clúster

Modo estándar

Usa nodos de Compute Engine en el clúster. Se te facturará cada instancia de acuerdo con los precios de Compute Engine.

0,10 USD

por clúster y hora


Modo Autopilot

Una tarifa fija por clúster, además de los recursos de CPU, memoria y computación que se aprovisionen para tus pods.

0,10 USD

por clúster y hora

Tarifas de gestión de clústeres

La tarifa de gestión de clústeres se aplica a todos los clústeres de GKE independientemente del modo de funcionamiento, el tamaño del clúster o la topología. 

0,10 USD

por clúster y hora

Precios de entrada multi-clúster

Independiente

Los precios independientes de entrada multi-clúster se basan en el número de pods considerados de backend de entrada multi-clúster.

3,00 USD

por pod de backend y mes (730 horas)


Anthos

La entrada multi-clúster se incluye como parte de Anthos sin coste adicional. 

Gratis

para usuarios de Anthos

Cómo funcionan los precios de GKE Una vez que se ha usado el crédito gratuito, el coste total se basa en el modo de funcionamiento del clúster, las tarifas de gestión de clústeres y las tarifas de entrada multi-clúster correspondientes.
Servicio Descripción Precio (USD)
Nivel gratuito

El nivel gratuito de GKE proporciona 74,40 USD en crédito mensual por cuenta de facturación que se aplican a los clústeres de zona y Autopilot.

Gratis

Modo de funcionamiento del clúster

Modo estándar

Usa nodos de Compute Engine en el clúster. Se te facturará cada instancia de acuerdo con los precios de Compute Engine.

0,10 USD

por clúster y hora

Modo Autopilot

Una tarifa fija por clúster, además de los recursos de CPU, memoria y computación que se aprovisionen para tus pods.

0,10 USD

por clúster y hora

Tarifas de gestión de clústeres

La tarifa de gestión de clústeres se aplica a todos los clústeres de GKE independientemente del modo de funcionamiento, el tamaño del clúster o la topología. 

0,10 USD

por clúster y hora

Precios de entrada multi-clúster

Independiente

Los precios independientes de entrada multi-clúster se basan en el número de pods considerados de backend de entrada multi-clúster.

3,00 USD

por pod de backend y mes (730 horas)

Anthos

La entrada multi-clúster se incluye como parte de Anthos sin coste adicional. 

Gratis

para usuarios de Anthos

Calculadora de precios

Calcula tus costes mensuales de GKE, incluyendo los precios y las tarifas específicas de cada región.
Calcular los costes

Presupuesto personalizado

Ponte en contacto con nuestro equipo de Ventas para solicitar un presupuesto personalizado para tu empresa.
Solicitar un presupuesto

Empieza tu prueba de concepto

Los nuevos clientes reciben 300 USD en crédito gratis

Probar GKE gratis

Despliega una aplicación en un clúster de GKE

Ver guía de inicio rápido

Recibe ayuda de expertos para evaluar e implementar GKE

Buscar un partner

Haz clic para desplegar aplicaciones de Kubernetes

Ir a Marketplace

Descubre cómo desplegar aplicaciones y configurar la monitorización

Explorar tutoriales