Ir a

¿Qué es la arquitectura de microservicios?

La arquitectura de microservicios (a menudo acortada como microservicios) se refiere a un estilo de arquitectura para desarrollar aplicaciones. Permiten dividir una aplicación grande en partes independientes más pequeñas y que cada una de ellas tenga su propio ámbito de responsabilidad. Una aplicación basada en microservicios puede llamar a muchos microservicios internos para redactar su respuesta con la finalidad de entregar una única solicitud de usuario.

Los contenedores son un ejemplo adecuado de arquitectura de microservicios, ya que te permiten enfocarte en desarrollar los servicios sin preocuparte por las dependencias. Por lo general, las aplicaciones nativas de la nube se compilan como microservicios mediante contenedores.

Obtén información sobre cómo Google Kubernetes Engine puede ayudarte a crear aplicaciones basadas en microservicios con contenedores.

Arquitectura de microservicios definida

Una arquitectura de microservicios es un tipo de arquitectura de aplicación en el que la aplicación se desarrolla como una colección de servicios. Proporciona el marco de trabajo para desarrollar, implementar y mantener los diagramas y servicios de arquitectura de microservicios de forma independiente.

Dentro de una arquitectura de microservicios, cada microservicio es un único servicio compilado para adaptarse a una característica de la aplicación y controlar tareas discretas. Cada microservicio se comunica con otros servicios a través de interfaces simples para resolver problemas empresariales.

¿Para qué se usa la arquitectura de microservicios?

Por lo general, los microservicios se usan para acelerar el desarrollo de las aplicaciones. Las arquitecturas de microservicios compiladas con Java son comunes, especialmente las de Spring Boot. También es común comparar los microservicios con la arquitectura orientada al servicio. Ambos tienen el mismo objetivo, que es dividir las aplicaciones monolíticas en componentes más pequeños, pero tienen enfoques diferentes. Estos son algunos ejemplos de arquitectura de microservicios:

Migración del sitio web

Un sitio web complejo alojado en una plataforma monolítica se puede migrar a una plataforma de microservicios basada en la nube y en contenedores.

Contenido multimedia

El uso de la arquitectura de microservicios, las imágenes y los elementos de video se pueden almacenar en un sistema de almacenamiento de objetos escalable y se puede entregar de forma directa a la Web o a dispositivos móviles.

Transacciones y facturas

El procesamiento y el orden de pagos se puede separar como unidades de servicio independientes, para que los pagos se acepten si la facturación no funciona.

Procesamiento de datos

Una plataforma de microservicios puede extender la compatibilidad con la nube para servicios de procesamiento de datos modular existentes.

Cuando usas Google Cloud, puedes implementar microservicios con facilidad mediante el servicio de contenedores administrado, Google Kubernetes Engine o la oferta sin servidores completamente administrada, Cloud Run.

Según el caso de uso, Cloud SQL y otros productos y servicios de Google Cloud se pueden integrar con facilidad para admitir arquitecturas de microservicios.